'Matadero': Stranger pigs





Series Atresmedia nos regaló el pasado año 'Fariña' y este curso le toca a 'Matadero', con menos metraje y saturación publicitaria por la nueva estrategia de Antena 3. La industria audiovisual española ha decidido respirar y evadirse de los saturados platós madrileños para poner sus focos en otros territorios más auténticos donde se respira el aire puro de los escenarios naturales.

'Matadero' mira a los ojos a la España rural, esa donde sobran doble moral, tedio, machismo, frío, brutalidad con los animales y ninguneo a los que no comulgan con la mirada única. A cambio la España sin cobertura no sufre la hipocresía, el estrés, las largas colas de espera, el capitalismo salvaje evadido por la diversidad, la dictadura del reloj, la superficialidad, la soledad acompañada, la asfixia de los alquileres y el postureo de la gran capital.

Guiños cinematográficos

La serie arrancó con una escena propia de 'Pulp Ficton' con Julio Iglesias atronando con lo orgulloso que se sentía por ser español tras largarse a Miami y antes de que se supiese que había evadido impuestos.

No fue la única referencia cinematográfica de la serie, que también hizo guiños al 'Jamón, Jamón' de Bigas Luna, con acción al borde de la silueta del toro de Osborne, a 'Airbag', con droga en manos de unos chalados, y a las americanas 'Scarface', 'Fargo' y 'Hannibal'.

La ensalada la aliñaron con grandes dosis de humor negro y violencia. En definitiva, que 'Matadero' aprobó con nota gracias a un gran guión, a un estupendo reparto en el que Pepe Viyuela pone el contrapunto noble a los Stranger pigs, y a un ritmo trepidante con el que Diagonal TV se renueva tras demasiados años abonado al melodrama nostálgico.

Comentarios