Alberto Caballero desvela el día que Telecinco canceló La que se avecina








Alberto Caballero ha desvelado en una interesante entrevista en Vertele los problemas que tuvo La que se avecina en sus inicios: "Nos pasó al acabar la primera temporada, que tuvimos bastantes problemas. Al final de la segunda empezamos a ver la luz, pero hubo un momento de producción muy difícil también. De hecho, llegamos a estar fuera un par de meses. A partir de entonces hemos ido descubriendo cosas. Lógicamente siempre ha habido momentos en los que lo hemos visto más claro o menos claro, pero nos está pasando una cosa que no sé si es buena o mala, porque igual es un síntoma de decadencia, pero cada vez nos está resultando más fácil escribir la serie. Nos debería pasar al revés, pero nos va resultando más fácil encontrar historias y hacer cosas. Confiamos más en lo que hacemos, y estamos volviendo a una escritura más orgánica, más tipo ‘Aquí no hay quien viva’. Nos lo pasamos muy bien escribiendo, somos un grupo de gente que somos también amigos, y si hubiéramos visto que entraba en decadencia habríamos sido los primeros en pararlo. De hecho, ya lo comentamos en ese momento con Mediaset y uno de nuestros acuerdos con ellos es el de intentar evitar prolongar mucho la serie si no está dando buenos resultados o si no estamos contentos".

El creador de la comedia señaló las razones que podrían suponer el cierre de la serie de los vecinos de Montepinar: "Si tuviésemos una bajada de audiencia reseñable, si se nos convirtiera en algo incómodo de escribir o producir, o si se nos fuesen de golpe cinco actores y tuviésemos que reinventarnos no tendría sentido seguir porque tenemos muchas otras cosas. Imagínate en estos años el material de proyectos que tenemos en un cajón… Y luego, sobre todo, tampoco tenemos más retos con la serie. Ya nos han pasado las suficientes cosas bonitas como para sentirnos realizados con el trabajo. Lo primero fue que subsistiera, luego que funcionara, luego ya nos planteamos superar el número de capítulos de ‘Aquí no hay quien viva’, luego llegamos al 100 y a partir de ahí ya ha sido más una cuestión de volver a trabajar con gente que nos apetecía mucho, utilizar la serie como excusa para trabajar con Verónica Forqué, Miguel Rellán… actores a los que admiramos desde hace muchos años. Una vez que hemos cumplido todos esos ciclos, realmente alargarlo por alargarlo tampoco tiene mucho sentido. Cuando detectemos nosotros que ya no es lo que era, o que la gente esté un poco harta, vamos a intentar no torturar a nadie".

Leer más: La que se avecina, la serie que salvó Antena 3  

Comentarios