Bocanada de aire fresco en la parrilla de Telecinco; llegó el "zafio" Robin Food con guiño incluido a Arguiñano



Algunos puristas calificaron ayer en las redes sociales de "zafio" a David de Jorge, que se estrenó con una receta de "patattoto negro y tomates preñaos". Para el que no conozca al chef-ahora irreconocible para todos tras adelgazar 130 kilos-, les diremos que es lo mejor que le ha podido pasar a Telecinco.

David no solo es el nuevo Arguiñano, sino que tiene un lenguaje fresco, cercano, ágil, delicioso. Se quita la impostura de supuestos grandes chefs, para bajar a las cocinas humildes, sin alardes, con mucha campechanía y metiendo el dedo en la olla, añadiendo alcohol a sus cócteles y diciendo tacos cuando toca. Como siempre.

El joven cocinero estará acompañado en esta nueva aventura de nuevo por Martín Berasategui y por sus famosas "guarrindongadas", que sustituyen al estercolero de De buena ley.
En su primer programa mandó un saludo a Karlos Arguiñano, del que se acordó cuando limpiaba la encimera.













Comentarios