'Gran Hermano Revolution' intentará sobrevivir con sexo y polémica










Esta noche 'Gran Hermano Revolution' contará con tres armas para evitar la debacle que le llevó la pasada semana hasta caer por debajo del 14% de share: Kiko Rivera se enterará del escándalo adelantado en 'Sálvame' sobre su presunta infidelidad en la República Dominicana, tal y como adelantó ayer Jorge Javier Vázquez. También se recreará el programa con la escena erótica de Alyson y Rubén en la piscina de la casa más famosa de Guadalix de la Sierra. Y por último arrancará una prueba que podría conllevar una doble expulsión, mecanismo con el que Mediaset podría adelantar el final del programa.

Recuerden que un formato como 'Gran Hermano' tiene un coste muy elevado y sus bajos números le podrían costar la vida o al menos adelantar su muerte. Fuentes cercanas al sector señalan a La Mosca Mediática que las galas de los jueves tienen un coste en torno a 700.000 euros y los debates de martes y domingos, ahora reducidos, rondan los 200.000, cifras asumibles siempre y cuando 'GH' fuese como antaño el eje vertebrador de la parrilla.

Pero ya no es el eje y sus síntomas siguen sin ser positivos. Este martes 'Última hora' fue quinta opción con un ridículo 6,1% de share en el access prime-time y en la medianoche fue prácticamente cuadriplicado por 'MasterChef Celebrity' en su franja de coincidencia, cayendo Sandra Barneda hasta un pobre 7,5%. El cine tampoco fue el revulsivo necesario para Telecinco: el film 'Non Stop' fue tercera opción con un 10,2%, cifras que mejoran ligeramente a 'Ella es tu padre' pero que no ayudan al triunfo del mes.

Porque Vasile está más que preocupado por el empate técnico en octubre entre Telecinco y Antena 3, que cuenta con la baza del Barça en Champions para el día 31. El partido previsiblemente decidirá el mes, pero Mediaset ya promociona dos taquillazos, 'Thor' y un nuevo film de la saga de 'Los Vengadores', con los que intentará evitar el cuadruple ridículo de Mediaset en octubre.

Porque es un ridículo que La Sexta barra a Cuatro, que Atresmedia gane a Mediaset con un canal menos, y que los puntales de la parrilla de Telecinco, 'Sálvame', 'Cámbiame', 'Mujeres y hombres y viceversa', 'Gran Hermano' o 'Pasapalabra', vayan a caer a mínimos históricos o nunca vistos desde hace años.

En Mediaset dicen que es una gripe pasajera de la que se curarán cuando escampe el tema catalán, pero el especial 'Al rojo vivo: Objetivo Catalunya' que emite esta noche La Sexta podría poner a 'Gran Hermano Revolution' con un pie y medio en la tumba.



Comentarios