Del premio a la manipulada TVE al zasca a Ferreras










Los madrileños cines Kinépolis acogieron la decimonovena edición de los Premios Iris de la Academia de las Ciencias y las Artes de la Televisión (sic). El jurado había premiado de antemano a tres obras documentales, más por sus loables intenciones que por sus respectivos resultados: 'Spain in a Day', 'Nacido en Siria' y  'Astral' de Évole. También sabían que se irían con galardón 'MasterChef Celebrity',  Javier Salmones, por la fotografía de las 'Reinas' de Moreno, y Telemadrid, en este caso por desalojar estéticamente al aguirrismo con su aplaudida cobertura del World Pride.

Sardà por su parte se llevaba el jubilatorio "premio a una vida", Bambú era galardonada por sus mimadas series, Ramón García por ejercer de Juan Y Medio en Castilla-La Mancha, y 'Land Rober Tunai Show' por el fenómeno en el que se ha convertido en Galicia. El resto de premios, los más mediáticos, se repartieron a excepción de 'La Guerra en color' de DMAX entre los tres grandes gigantes televisivos: Hugo Silva, 'El Ministerio del Tiempo' y el 'Telediario 1' de TVE; 'Tu cara me suena', la dirección de 'El hormiguero 3.0', el guión de 'La casa de papel', el final en directo de 'Velvet' y Matías Prats por Atresmedia; y Blanca Portillo, Christian Gálvez y la producción de Jesús Calleja por Mediaset.

Llamó especialmente la atención el premio al 'Telediario' de TVE, con pausa irónica en la entrega de Cristina Pardo, el día que profesionales de RTVE sacaron a relucir un informe con 23 ejemplos de manipulación de La 1 sobre Catalunya. Los 'Telediarios' españoles avergüenzan a Europa, tal y como se vio hace unos días con la exclusión de TVE por parte del comité de informativos de la UER por "manipular". Pero nuestros académicos no se han enterado y los premian por su "rigor", el mismo que le falta a la comisaria política que recogió la estatuilla.

La candidatura de TVE competía contra 'La Sexta Columna' de Antonio García Ferreras, que se quedó sin premio a unas horas en las que todavía no se había repuesto del zasca de Vincet Sanchís , molesto tras haber sufrido la inquisición ideológica por parte del presentador de 'Al rojo vivo'. Pasen y vean:



 



Comentarios

  1. Ferreras, a estas alturas, pareces un capo de la mafia. Ya era hora de que aparentases lo que eres.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario