Telecinco y su política de parches en el access prime-time










Telecinco intentó paliar en la segunda mitad de los años noventa sus pocos medios en el área informativa adelantando los mismos para convertirlos en alternativa a los de Antena 3 y TVE. En julio del 98 'El Informal' demostró que a partir de las 21:30 horas había margen para competir contra el segundo tramo del 'Telediario 2' y de 'Antena 3 Noticias 2'.

Tras casi cuatro años en antena el programa presentado por Florentino Fernández y Javier Capitán decía adiós tras una ligera bajada en audiencias y porque tenían un recambio supuestamente ideal: los resúmenes de realities. 'Pecado Original' le relevó posteriormente, pero 'Cámera Café' demostró que se podían conseguir audiencias millonarias en esta franja. 'Escenas de matrimonio', que en principio iba a ser su relevo veraniego en 2007, mejoró a su antecesor y Telecinco captó que podía retrasar el inicio del prime-time a su antojo por encima de las diez de la noche.

Pero lo que en su día fue fortaleza, hoy para Telecinco es lastre. Y es que 'El hormiguero 3.0' reina en la franja, 'El Intermedio' mejora la media de La Sexta y hasta 'First Dates' es un filón para Cuatro. Tampoco se quedan atrás en esta franja varios canales de TDT, que disparan sus datos habituales tras la cena. Pero Telecinco, "inventora" de la franja, desde hace años no encuentra su hueco en el access prime-time.

Paolo Vasile lo ha intentado con múltiples aventuras: 'G-20' con Risto Mejide, 'Quiero ser' con Sara Carbonero o el previo de series, talent-shows, realities y las entrevistas de Bertín. Pero Telecinco lleva años sin dar un golpe en la mesa y sigue apostando por parches. Esta noche la cadena estrena 'Sentido común', debate ciudadano que tal y como hemos visto en las promociones se abonará a la demagogia y a la sal gorda digna de las peores tascas. TVE por su parte cocina a fuego lento con elementos similares 'La calle opina', que podría ocupar el sábado noche con Carlos Herrera al frente.

Veremos cómo resultan los experimentos, pero es extraño que Telecinco haya abandonado las franjas en las que reinó antaño: el late-night de Pepe Navarro y Sardà está plagado de segundo tramos de galas varias y reposiciones, las sobremesas de 'Al salir de clase' y 'Aquí hay tomate' están entre el final del informativo y un bloque deportivo, mientras que el access prime-time de 'Cámera Café' o 'Escenas de matrimonio' está parcheado con productos low cost.



Comentarios