Grave encontronazo entre José Luis Moreno y Soledad León de Salazar en Hable con ellas








Volvía José Luis Moreno al plató de Hable con ellas hace dos años y lo que parecía un acto de reconciliación tras su espantada por su choque con Yolanda Ramos acabó como el Rosario de la Aurora. Y eso que el productor comenzó cómodo, tocando una pieza de Chopin al piano.

Pero no sabía Moreno que Josep Ferré, convertido en Soledad León de Salazar, tenía un regalo envenenado para vengar a Yolanda Ramos, íntima del actor catalán con el que compartió piso. Todo comenzó así: "¿Te ha dolido José Luis que te nombre a mi compañera Yolanda, que es una de mis mejores amigas?".

El productor jugó entonces a la defensiva: "¿Por qué me va a ofender eso? No para nada?". Primera mentira del ventrílocuo, que segundos después admitiría que había pactado con la dirección del programa no tocar el controvertido tema.

"¿Te puedo preguntar una cosa? Después de la entrevista le dijiste a Yolanda y tú quieres dedicarte a esto. ¿Qué pasa? ¿Que para dedicarte a esto tienes que ser un borreguito y seguir el sistema y no poder denunciar una irregularidad?", prosiguió Soledad. Se mascaba la tragedia.

Moreno entonces afirmó que Yolanda no fue honesta "porque estaba mintiendo. Y una de las cosas que me ha traído aquí es no hablar de esta señorita a la que deseo la mejor de la suertes". Soledad replicó entonces: "Es mi compañera, he vivido con ella y es muy duro vivir de los bolos y que no te paguen un bolo. Pregúntale a los actores. Si molesto al programa me levanto y me voy, que no quiero ser abanderada de nada. Quien fue abanderada hace dos años fue Yolanda Ramos".

Rocío Carrasco echó un capote a la dirección del programa, con las manos en la cabeza tras oler el escándalo, y afirmó que el comportamiento de su compañera estaba "fuera de lugar", algo que a Soledad no le gustó: "¿Hay que hacerle la pelota aquí".

La dirección al rescate 

Moreno afirmó que la defensa de la presentadora era "pírrica", tiró de hipocresía para pedir que "los empresarios no maltraten al trabajador" y entonces se escucharon los berridos del director contra Soledad León de Salazar: "Es un mensaje tuyo personal". Soledad no tiró más de la cuerda y agachó la cabeza, pero tuvo tiempo para señalar que el mensaje era el de la "profesión".

Moreno recordó que había firmado "cincuenta millones de contratos", recordó que su choque con Ramos fue provocado por su "manipulación" y "mentira" y entonces Sandra Barneda mandó el programa a publicidad. A la vuelta de los anuncios, tras las broncas pertinentes, la entrevista discurrió en torno a los asaltos que ha sufrido el productor y a su actualidad profesional. Pero Moreno y Soledad volvieron a mandarse algunos pullazos, rematando una entrevista que ha estado lastrada por una atmósfera irrespirable.

No fue la única bronca 

Antes del choque, Ylenia Padilla fue expulsada del plató tras llamar "imbécil" o "incompetente" al fotógrafo Jordi Martín, que había señalado que la ex de Gandía Shore le había "comido el rabo" a Luis Rollán. Una noche para olvidar...

Leer más: Los veinte muertos en el armario de José Luis Moreno 








Comentarios