Revista de prensa; el ataque de Mila a Belén, el rumor de los jueces de Levántate, el veto de la Sexta y el desnudo de la ex del reality







Mediaset sigue su peregrinar de realities. Mientras la cadena digiere GH VIP, cuyos últimos días estarán aliñados por una especie de juicio final donde los ex concursantes visitarán a Belén Esteban para reñir, el grupo prepara Supervivientes, donde todavía no sabemos si estará Mila Ximénez tras no pasar las pruebas físicas. No sabemos si estará, pero sabemos que está cabreada por las palabras de Belén Esteban desde Guadalix: "¿Y se va a tirar del helicóptero? Tía, que tiene sus años. Yo, si va la voy a apoyar en todo pero no sé...". Y Mila la ha respondido así:
"Belén se ha convertido en el consejo de sabios, ella tiene que valorar todo lo que hace todo el mundo fuera, Pantoja, Kiko Rivera, todo el mundo y hoy ha hecho una valoración de si yo fuera a un reality, mi minusvalía para ir por mi edad".

"Tengo bastante menos edad que tu madre y que, yo sepa, tu madre está en unas condiciones físicas estupendas. De todas formas, estaba yo pensando hoy: yo quiero que te mires con 40 años y pienses cómo vas a estar a los 60. Miedo me da". 
Mila debiera tener cuidado con acudir a la isla, y si no que se lo digan a Rocco Sifredi, que ha dejado el porno y ahora se arrastra con mal aspecto en el Supervivientes italiano.
Aunque antes que Supervivientes llegará La Voz, que se estrena el próximo lunes. Aun así el programa sin estrenarse ya ha vivido dos momentazos; el de Alejandro Sanz reventando la sorpresa del concursante estrella de esta nueva edición, que es un cura, y el de Laura Pausini, que ha rajado así sobre la cadena: "Esto puede sentar mal a algunos, pero creo que Telecinco y Universal tienen que trabajarlo. Tienen que invertir en el talento para que tenga más éxito".

La Voz releva en el apartado de los talent a Levántate, que se despidió el martes ante las protestas de sus fans, hartos de esperar al comienzo de la gala, que arrancó en su final a las once y media de la noche. Motivo; no coincidir con la prórroga del Atlético de Madrid. El programa dijo adiós con un gran 25,9%, espejismo que eleva la media de la primera temporada a un 19,6%, tres puntos y medio por debajo de lo que marcó Pequeños gigantes. Debe ser que la gente se ha cansado de que la cadena le busque obscenamente las lágrimas. El sustituto de Levántate la semana próxima será Aquí paz y después gloria, una comedia que la cadena lleva dos años intentando poner en pie con Resines como protagonista total.
La cadena no disimula su enfado con los responsables de la citada serie, pero menos aun con el que haya filtrado la preparación a El Confidencial Digital de un docu-show sobre el bullying, que finalmente no se llevará a cabo por la citada filtración. Tampoco deben estar contentos con la Audiencia Nacional después de la multa confirmada de 167.000 euros por emitir la reposición del Deluxe en horario infantil. Y tampoco con Sandra Barneda, que protagonizó el sábado pasado una salida de pata de banco contra Ramón Espinar, hecho que habría motivado el enfado de la cadena, según cuenta PR Noticias, aunque la información ha sido desmentida por el departamento de comunicación de la cadena vía Twitter. Más tranquilos deben estar con Adán y Eva, que prepara segunda temporada, mientras una de las protagonistas de la primera, Sonia, se desnuda en Primera Línea.

En Antena 3 andan más tranquilos, aunque la mayoría de las broncas en el grupo las protagonicen Pedrerol, en cuyo plató anoche Guti llamó hasta en tres ocasiones "populista" a Eduardo Inda, y los debates políticos, de los que supuestamente ha sido vetado Toni Bolaño, según ha desvelado en una entrevista a Radio 4G, "tras haber denunciado una manipulación sobre Pedro Sánchez".

Mientras, la cadena se refuerza sin prisa pero sin pausa, y es que Alexandra Jiménez ya está confirmada como sustituta de Eva Hache en El club de la comedia y Silvia Abril ha sido la primera juez confirmada para el talent Eso lo hago yo, que se emitirá en las noches de los viernes, tal y como adelanta Yotele.

Por último hay que recordar que Jaume Roures sigue con problemas de liquidez. Es por ello que se ha desprendido del 3,2% de las acciones de Atresmedia-casi su mitad- a cambio de casi cien millones de euros, eso sí, por la vía rápida y por cuatro millones de euros por debajo del precio de las mismas, tal y como señala Voz Pópuli.



Comentarios