Calle Nueva abrió el camino y Gran Reserva lo cierra; dieciséis años de culebrones patrios en TVE



En los ochenta a TVE llegaron algunos de los grandes culebrones americanos de todos los tiempos, como pueden ser Dallas o Falcon Crest. Pero la evolución de estas fueron los culebrones americanos; con temas más crudos-violaciones, suicidios y la recurrente amnesia-, con una factura peor-peores decorados, peores actores, peores diálogos- y con una sobreactuación actoral patética. La que rompió con todos los audímetros fue Cristal, que primero fue estrenada en La 2-como otros culebrones que se lanzaron en el segundo canal ese año como Doña Bella y Caballo viejo en 1989-, pero sus elevadas audiencias la llevaron a La 1 donde alcanzó los diez millones de espectadores y se convirtió en un fenómeno sociológico digno de estudio. TVE siguió tras esta programando exitosas telenovelas sudamericanas-algunas tan exitosas como Rubí o Abigail-.

Pero en el año 97 todo cambió, ya que TVE decidió producir en nuestro país sus propios culebrones al calor de El Super, que triunfaba como primera serie diaria de Telecinco. La cadena pública encargó a la misma productora que El Super-Zeppelin TV- la serie Calle Nueva, que estuvo tres años en antena liderando las sobremesas. Más adelante TVE decidió apostar por la coproducción con la mexicana Televisa-expertos en culebrones- con la serie El Secreto-con menos éxito que la anterior-, con La verdad de Laura y con Géminis, venganza de amor. Ya sin Televisa, TVE siguió con Obsesión, contando con el mismo equipo que las series anteriores. Tras estas cinco series en la etapa del PP, la nueva TVE socialista decidió dar un giro a estas con una serie "más comprometida"; Amar en tiempos revueltos. Con los mismos productores catalanes que Temps de silenci, TVE apostó por esta serie ambientada en la Guerra Civil y la postguerra. Con un éxito imparable, Amar... se convirtió en líder durante siete temporadas. Pero con el cambio de Gobierno, el PP decidió romper el acuerdo y la serie se largó a Antena 3. TVE apostó esta temporada por Gran Reserva; el origen, que cuesta más dinero y tiene menos audiencia que la anterior. Si la cosa funciona es mejor no tocar nada.

Este lunes los culebrones españoles cierran su etapa tras dieciséis años. Llega para sustituirlos Entre todos, adaptación nacional del exitoso Tiene arreglo de Canal Sur y que es definido como un "fenómeno solidario". Toñi Moreno acompañada por diez reporteros intentará recuperar las pobres tardes de TVE con solidaridad y ayuda a emprendedores. En Canal Sur andan molestos por el "robo" del programa, que encima lo ha propiciado el ex-director general de la autonómica andaluza, Pablo Carrasco, ya que será su productora la encargarla de la adaptación.



Comentarios